Los 54 de junio

El pódium (por orden alfabético, ya lo sabéis)

Chew de John Layman y Rob Guillory

Lo que más me gusta son los monstruos de Emil Ferris

Un verano diabolik de Smolderen y Clérisse

 

Del resto decir que La muerte de Stalin de Nury y Robin está muy bien (Nury me gusta mucho y Robin acompaña muy bien con su dibujo), que es difícil adaptar un libro a un cómic y cuando has leído el libro parece que se queda cojo, aunque Carvalho Tatuaje de Migoya y Seguí está bastante bien, que Destino Hërgüss de Manel Cráneo me ha sorprendido muy gratamente (y vaya final), que Drama de Raina Telgeimer cualquier otro mes probablemente estaría en el pódium, que Jan Karski de Rizzo y Bonaccorso está muy bien pero la sombra de Maus es alargada, que a El jugador de ajedrez de David Sala le pasa lo mismo que al de Carvalho, que El síndrome de Stendhal de Herrou y Sagar sube y baja, como su protagonista, que En construcción de Juan Berrio es otra delicia (como todo lo de Juan Berrio), que Grandville de Bryan Talbot de es una de las series más espectaculares que hay (este sí que pódium seguro cualquier otro mes), que Green Valley de Landis, Camuncoli y Rathburn me sorprendió gratamente en su mezcla de Regreso al futuro, Parque Jurásico, Ivanhoe y los Cuatro Fantásticos, que La sangre de los cobardes de Jean-Yves Delitte parece uno de capa y espada, pero es uno de misterio y me encantó, que hay que leer Los hijos de la libertad de Levy y Grand para entender lo que pasó y lo que podría pasar en este mundo, que Los silencios de David de Judith Vanistendael es abrumador (en todos los sentidos), que March de Lewis, Aydin y Powell también hay que leer para entender cómo está este mundo (y como estaba anteayer), lo mismo que Mayo del 68 de Franc y Bureau, que Rubber Flesh es otra paranoia de Miguel Ángel Martín y que encantará a sus fans, que disfruté una buena aventura de Spirou con Un botones en Sniper Alley de Yoann y Vehlmann, que Super Caca de Mourier, Silas y Sierra está requetebien para iniciar a los más peques, que a pesar de que no soy yo mucho de mezclar fantasía y realidad, The black holes de Borja González me ha gustado mucho, que The Fix de Spencer y Lieber sigue siendo la serie más irreverente del momento, que Troll Corporation de Pacheco & Pacheco es simplemente genial describiendo lo que pasa en las redes sociales, que hacía tiempo que no leía un manga nuevo tan bueno como Ulna en su torreta de Izu Toru, que con Un libro olvidado sobre un banco de Jim y Mig disfrutas si te gustan los tebeos, los libros o si eres de los que siempre van con uno en la mano para leer en cualquier sitio, y que Violent Love de Berbiere y Víctor Santos es un uno de serie negra fli-pan-te (que pocos sitios en el pódium para tanta maravilla).

Hala, a leer tebeos

 

 

 

Anuncios

Los 35 de mayo

El pódium (alfabéticamente hablando)

La tierra de los hijos de Gipi

Nieve en los bolsillos de Kim

Universo de Monteys

Estos, a comprarlos a la Librería El Puente (o a otra si te pilla a desmano)

Del resto decir que leyendo la Antología de Tezuka confirmas por qué le llaman el dios del manga, que releí el último Astérix y está bastante bien, que Belleza de Kerascoët y Hubert es un cuento como los de antes y está genial, que Black Hammer me ha gustado mucho y eso que sabéis que no soy muy de ciencia-ficción, pero es que Jeff Lemire me parece un guionista excepcional, que Carlos Giménez es mucho Carlos Giménez aunque haga una obra menor como El discriminador, que El niño brujo de Molly Knox Ostertag está muy bien para iniciar a los jóvenes, que Frnck de Cossu y Bocquet está aún mejor para eso mismo, que Goya, lo sublime terrible de El Torres y Fran Galán me decepcionó un poco (supongo que tenía las expectativas por las nubes), que Leñadoras 3 está genial para continuar con las jóvenes, que los Diarios de Cereza 2 de Chamblain y Neyret está aún mejor para eso mismo, que Moby Dick de Chabouté es para estar en el pódium, que Pescadores de medianoche también confirma que Tatsumi es uno de los grandes y que ¡Salud! de Nadar y Thirault también me dejó un poco como no sé cómo (supongo que Nadar me había gustado tanto en los anteriores que todo lo que espero son obras maestras)

Hala, a leer tebeos

Los 37 de abril

Os prometo que he leído menos y he estudiado (un poco). Es que esto es una droga

El pódium (por orden alfabético). Estos, a comprarlos, no digo más.

Animal de Colo

Dándole vueltas de Frederik Peeters (relectura)

Plutocracia de Abraham Martínez

Del resto decir que ¡A la aventura! de Alexis Nolla recuerda un montón a Tintín, que Atado y bien atado de Rubén Uceda es de esos que hay que leer para entender este país, que Casa Bábili de Duleimi, Rojo y Carvajo es de esos que hay que leer para entender otros países, que Castillo de arena es otra deliciosa relectura porque todo lo de Peeters es delicioso, que La historia de la cerveza en cómic es muy instructivo, que fijaos si Colaboración horizontal de Navie y Carole Manuel está requetebién, que estuve dudando si pódium o no un par de días, que Dead inside de Arcudi, Fejzula y May es uno de esos de género negro que me encantan porque está muy bien contado, que El cartero del espacio de Guillaume Perreault está genial para los más peques, que El Hombre que mató a Lucky Luke de Bonhomme es extraordinario (como casi todo lo de Bonhomme), que Gen pet de Damián y Alex Fuentes también es genial para los más peques (y este para los no tan peques), que Los Malditos de Aaron, Guéra y Brusco va en la línea de sus dos primeros autores, interesante y violento a partes iguales, igual que de Moonshine de Azzarello y Risso, pero me sobra lo sobrenatural, que Pablo Ríos completa su trilogía de mandameses estúpidos en Nuevo desorden mundial con algunas tiras muy locas, que en Naturalezas muertas Zidrou sigue en su línea (excelente) y Oriol también (magnífico), que Peplum de Blutch es otra relectura imprescindible, que Poison de Laurent Astier es otra de género negro que me ha encantado (más al principio que al final), que Sex Criminals de Fraction y Zdarsky está muy requetebién (aunque creo que a veces se va demasiado por las ramas) y que Un noruego en el camino de Santiago de Jason es… pues de Jason, lo que significa que raya el sobresaliente.

¡Hala, a leer tebeos!

 

Día del Libro

Hoy es el Día del Libro. La tradición dice que los chicos tenemos que regalar una rosa a las chicas y las chicas un libro a los chicos. Tengo que decir que una rosa viva se va a morir en unos días y que todos los años rosa, rosa, rosa… pues igual es un poco aburrido, así que os propongo que los chicos también regaléis libros. O mejor aún, tebeos. Puedes regalar uno diferente cada año. Y total, al fin y al cabo no dejan de ser libros. Por si acaso, os voy a recomendar para todos los gustos, más para los chicos, más para las chicas y más para todos. 10 novelas gráficas para regalar el Día del Libro.

Para ellas (y para ellos, que un buen libro no entiende de sexos)

Francine se desarregla de Francine Oomen. Francine nos cuenta cómo le llegó la menopausia. Así, sin vaselina ni ‘na’. Brutal, didáctica, empática, estremecedora…

Francine se desarregla

Valerosas 1 y 2 de Pénélope Bagieu. Historias sobre las mujeres que han hecho historia. Que son muchas más de las que tú te crees.

Las cien noches de Hero de Isabel Greenberg. La historia de dos chicas que tienen que sobrevivir a tantas y tantas injusticias… épica, grande, soberbia

02 Las cien noches de Hero

Para ellos (y para ellas, que una buena novela gráfica no entiende de géneros)

Usagi Yojimbo & Las Tortugas Ninja de Stan Sakai. Usagi Yojimbo es la mejor serie más longeva de la historia. Hay mejores, hay más largas, pero mejores y tan largas no

9788491730309

Pinturas de guerra de Ángel de la Calle. Merecidísimo Premio a la Mejor Obra Española en el Salón del Cómic de Barcelona. ¿Qué más quieres?

06 Pinturas de guerra

Una hermana de Bastien Vivés. Es como volver a la adolescencia, a aquel verano, a aquella chica que te gusta, a aquellos recuerdos… ¡qué recuerdos!

05 Una hermana

Para todos (porque un buen tebeo no entiende de nada. O entiende de todos)

Piruetas de Tillie Walden. Con 22 años, Tillie Walden ha hecho una genialidad autobiográfica que lo flipas. Con el primero de esta lista, el mejor que he leído este año

Tillie Walden - Spinning -Cubierta.indd

Sostiene Pereira de Pierre-Henry Gomont, que adapta la novela de Tabucchi y la sobrepasa. Ha pasado de puntillas por el año pasado, pero es imprescindible.

sostienepereira

De tripas y corazón de Pozla. No me canso de reivindicarlo aunque haya pasado bastante desapercibido. El mejor cómic del año pasado (con el permiso del siguiente)

01 DeTripasYCorazon

Y un libro para gobernarlas a todas (las adolescentes), para unirnos todos (los educadores), para sentirnos identificados y reírnos (la humanidad)

No con tu hija de Ifrabe (para servir a la adolescente y a usted)

IMG-20171215-WA00421

Los 51 de marzo

El pódium (por orden alfabético)

Arde Cuba de Agustín Casas

Francine se desarregla de Francine Oomen

Piruetas de Tillie Walden

Pero este mes he leído tanto bueno, que después de mucho darle vueltas, intentando emular a Zidane cuando tiene que escoger, he elegido un 11 titular que también deberíais leer sin falta (abecé)

Antares de Leo. Yo no soy mucho de ciencia-ficción y toda la saga de Los mundos de Aldebarán me parece maravillosa (y muy, muy creíble)

El último asalto de Tardi. Tardi hablando de su especialidad, la primera guerra mundial. Y cada vez mejor

El show de Albert Monteys de Monteys. Monteys nos muestra lo más íntimo de sus miedos y su familia. Con humor, eso sí…

En la cocina con Kafka de Tom Gauld. Las tiras de una página de Gauld hablando sobre la relación de los humanos con los libros. ¡Tremendas!

Infinity 8. Otra de ciencia ficción que me ha encantado (¿me estaré haciendo viejo?). Acción, humor, suspense, amor interespecies…

La última aventura de Josep Busquet y Javi de Castro.  Al contrario que a la mayoría de las cosas que un ve o lee, a esta le faltan páginas. Te quedas con ganas de saber más de todos sus personajes. Espléndida

Las voces y el laberinto de Alfredo Borés y Ricard Ruiz Garzón. Bru-tal. Un recorrido por el desequilibrio humano, visto desde multitud de puntos de vista. Impresionante en todos los sentidos

Quiéreme bien de Rosalind B. Penford. Otra obra imprescindible, para todas las mujeres maltratadas que son víctimas y se sienten culpables. Regaladla a mansalva

Quintett de Bonin y Giroud. Giroud siempre me ha parecido un guionista más que correcto, el dibujo de Bonin me embelesa, de verdad. Si los juntas, aparece un tebeo excelente

Trapicheos en la Segunda Avenida de Joyce Brabner y Mark Zingarelli. Conmovedora obra que cuenta la aparición del SIDA y cómo unos cuantos hicieron frente a ello y perdieron amigos y familiares. Emocionante

Vouyeurs de Gabrielle Bell, que demuestra que no tiene nada que demostrar. Sus aventuras autobiográficas son una delicia.

Y del resto, Ángel Sefija de Mauro Entrialgo da en el clavo una vez y otra, Ariol de Emmanuel Gibert y Marc Boutavant está genial para los más peques que ya saben leer, Clon de Kant de Miguel Noguera en su línea (si te gusta, vas a disfrutar de lo lindo), El Janitor de Senté y Boucq me ha decepcionado un poco, aunque ver los dibujos de Boucq siempre es la rehos#%&, Las aventuras de John Blake de Fred Fordham me ha sorprendido, supongo que me esperaba una caca y está muy, pero que muy entretenido, Mi novio caballo de Xiomara Correa es descabellante por todas partes, Pólvora mojada de Isabel Kreitz y Konrad Lorenz es una lectura muy recomendable y Vinocómics tiene algunas historias muy buenas

Hala, a leer tebeos

Los 38 de febrero

El pódium (alfabeticamente hablando)

El duelo de Renaud Farace

El club del divorcio de Kazuo Kamimura

Ragukagi de Bumpei Yorifuki (tengo que decir que esto no es un tebeo, pero que es tan importante para los que nos gustan los tebeos que tiene que estar aquí)

Del resto decir que AIDP está bien, pero se echa de menos a Hellboy y, sobre todo, el dibujo de Mignola, que El día 3 de Cristina Durán y Miguel A. Giner Bou es un tebeo necesario, que todo el mundo debe de leer para saber cómo están las cosas en este país, que Frank de Ximo Abadía es exactamente igual de necesario que el anterior, de lectura obligada en la educación infantil para saber por qué están las cosas como están en este país, que Juan Buscamares de Félix Vega me recordó a Jodorowsky (violento y dinámico al principio, onírico y moñas al final) y eso no sé si eso es bueno o malo, que La mujer leopardo de Schwartz y Yann me ha gustado más que la anterior aventura de Spirou, pero que no llega a atraparme como otras, que sigo sin verle gran cosa a Oliver Schrauwen, en Mi pequeño tampoco, que Paper Girls 1 de Brian K. Vaughan y Cliff Chiang les va a encantar a los que les encanta Stranger Things, que Poulou de Camille Vanier me ha parecido un experimento genial, que Ratas de Julio César Pérez tiene algunas páginas delirantes, que Residencia Arcadia de Daniel Cuello es como Aquí no hay quien viva pero en molón, no en cutre, que Siete sitios sin ti de Juan Berrio está muy bien, pero yo sigo esperando otro “Miércoles” y que Zorglub de José Luis Munuera mezcla muy bien muchas cosas y da una cosa muy entretenida

Hala, a leer tebeos

Los 60 de enero

El pódium (por orden alfabético, ya se sabe)

Orlando y el juego 2

Oscuridades programadas

Velvet 2 y 3

Estos, a comprarlos en la Librería el Puente (o en otra si no estáis en Lanzarote)

Del resto decir que Atraco a mano alzada de Lundi y Ara empieza muy bien pero se va diluyendo (aún así, una magnífica lectura), que Buffalo Runner de Oger está muy bien, pero que de los cinco westerns que he leído este mes, el mejor sin duda es D’air pur et d’eau fraîche de Pero, que traducido sería algo como Aire limpio y agua dulce, un soberbio tebeo sin texto que mantiene el ritmo y la intensidad desde el principio hasta el final (no está en el pódium porque no ha sido editado en España, pero lo merece sin duda por muchas cosas, pero en especial por su concepción), que El Bruto de Eric Powell es muy entretenido, que de Estamos todas bien de Ana Penyas me esperaba más profundidad (supongo que han sido las expectativas), que Filosofía en viñetas de Patton y Cannon está genial para iniciar a los jóvenes en ese mundo que les suele parecer tan tedioso, que Jeronimus de Dabitch y Pendanx es un cómic espectacular con esas viñetas que parecen óleos al servicio de una historia histórica, trágica y siniestra, que La Deuda de Martín Romero es una magnífica novela negra, que La escuela de Javirroyo es un proyecto hermoso (y un tebeo hermoso… y duro) y he participado en el proyecto (económicamente) y estoy encantado, que Los buenos veranos 2 de Zidrou y Lafebre sigue el tono del primero y que Samurai Jack es un cómic de lo más entretenido, como El Bruto, pero para los más pequeños.

Hala, a leer tebeos