Elecciones

Esta es la página de ayer de mi diario ilustrado, en el que estuve viviendo la Fiesta de la Democracia como Representante de la Administración. Esos fueron los resultados de mi mesa. Los del senado están al lado de sus logotipos y los del congreso se han convertido en el valor de la colección de sellos.

#elecciones10N #lafiestadelademocracia #hastaloscojonesdelosfachas

 

La Viñeta de la semana

Sfar, Tondheim y Blain nos cuentan en La Mazmorra lo que pasa hoy. Dedicada al mundo entero, que se entere

#laviñetadelasemana #viñetadelasemana #comic #tebeos

Los 44 de octubre

El pódium (abecé)

15 años en la calle de Miguel Fuster

Chica y lobo de Roc Espinet

Salto de Judith Vanistendael y Mark Bellido

Estos, a comprarlos y a leerlos.

Del resto decir que A walk through hell de Garth Ennis y Goran Sudzuka es un arco argumental bastante cerrado, lo cual se agradece en estas colecciones de Planeta. El tebeo, correcto, que AK 47. La historia de Mijail Kalashnikov de Sergio Colomino y VVAA a los lápices son muchas historias cortas que están muy bien, así que recomendabilísimo, que Ars Magna de Alcante y Jovanovic es una aventura muy interesante, mezclando de todo un poco, nazis (Indiana Jones incluido), organizaciones secretas, magia, realismo…, que Contra Natura 2 de Mirka Andolfo me ha gustado menos que el primero, supongo que porque el primero era más real (partiendo de la premisa de la que parte), que Django desencadenado de Tarantino, Hudlin, Gurá, Cowan, Zezelj y Latour es una adaptación extraordinaria de la peli de Quentin, con escenas eliminadas que la hacen más sabrosa, aunque me fastidia lo de los cambios de dibujante, que Duke 2 de Yves H. y Hermann sigue en la misma línea del primero, un western con muchas más cosas dentro, que El As enemigo de Ennis, Weston, Alamy y Heath es un tebeo de Ennis sin ser una cafrada, así que pasa a ser una aventura entretenida, que cuando tuve en mis manos el segundo tomo de El Gran Muerto de Loisel, Djian y Maillé, busqué en la red porque me sonaba de haber leído el primero, y sí, lo hice, allá por 2012… Releyendo este segundo me empezaron a llegar recuerdos, pero no es cuestión, más cuando el último de los tres álbumes del tomo se terminó a mediados de 2015 (esto sí es razonable, a álbum por año). Además, prometían que acabaría en el sexto álbum, tercero de este segundo tomo y tampoco, así que el regusto… Hablando del tebeo en sí, me da que sí que se lo podían haber acabado (cómo me joden esas obras donde los protagonistas caminan y caminan y no hacen nada más que caminar) y que Mallié es un digno heredero del maestro Loisel, porque si me dicen que lo ha dibujado él, me lo creo (y el dibujo de Loisel es de los de matrícula de honor), que En otro lugar, un poco más tarde de David Sánchez no es de los míos, es tan onírico, tan místico, tan surrealista que no me acaba de llegar, que Fantasmas de Raina Telgeimer es un libro fantástico para regalar a los chicos y chicas de entre 8 y 12 años (Raina, algunos seguimos esperando el segundo “Drama”), que Hibakusha de Cinna y Baroni es una historia de amor prohibido fabulosa, tanto en la historia como en lo sugerente del trazo, que Invierno 1709 de Sergeef y Xavier es una de espadachines que nos podemos ahorrar, que hay mucha cosa buena para leer, que Jimmy’s Bastard 2 de Garth Ennis y Russ Brown sigue en la línea del primero, o sea, un descabello salvaje y brutal del señor Ennis, que si queréis leer un buen libro sobre la adolescencia, leáis No con tu hija y no La hija de Vercingetorix, la nueva aventura de Astérix de Jean-Yves Ferri y Didier Conrad, que he empezado a releer La Mazmorra por orden cronológico y los tres primeros números de La Mazmorra Amanecer, Trondheim y Blain son maravillosos. Sfar y Trondheim crearon un universo fantástico y en estos números, Blain les dio su impronta, así que suben un puntito el nivel, por no hablar de la serie Monstruos, que siempre me ha parecido espectacular, si me dan a elegir, creo que me quedo con La noche del seductor de J-E Vermot-Desroches antes que con los otros dos y me parece un sacrilegio porque la presentación de Marvin en Mi hijo el asesino es fabulosa y Blutch, como siempre, también es fabuloso, y el dibujo de Carlos Niné siempre me ha fascinado y en El Desengaño también (pero no me pega para La Mazmorra), que La Montaña mono de Zao Dao es un cuento muy cortito, pero muy bien hecho, que Los espeluznantes casos de Margo Maloo de Drew Weing es otro para regalar entre 8 y 12 añitos, que el humor de Ros siempre me ha parecido un poco inocente y en No faltaba más es lo mismo, que Objetivo Hedy Lamarr de Vilbor, Muñoz y Pajares es una de esas historias que la coges sin más pretensión y cuando la lees, te das cuenta de que es flipante, el tebeo y la vida de la protagonista, que Papaya Salad de Elisa Macellari es una de esas vidas tan a merced de los sucesos disparatados de la historia que me encanta, que Pizza Chica y las lloronas de Bárbara Alca es una considerable ida de olla, pero ida lejos, ¿eh? Ahora bien, descojonante, que Princesa ama a princesa de Lisa Mandel es una historia de amores prohibidos, madres malvadas y posesivas, enfermedades raras, científicos locos, inventos desconocidos y Power Ragers, ¿se puede pedir más? Sí, que esté bien. Y lo está, que Rebelión en la granja de Odyr es una adaptación muy buena (aunque quizá las cosas pasan demasiado rápido, a los cerdos se les ven las intenciones desde el principio) del clásico de Orwell, que el segundo ciclo de Samurai de Di Giorgio y Genêt sigue en la línea del primero, una buena historia de samuráis (que parece de Perogrullo, pero es que hay algunas que…), que Set to sea de Drew Weing es como una poesía en viñetas, como un soneto en dibujos, que Sex ¡oh! de Lyona no es un tebeo en su mayoría, aunque tiene páginas con viñetas y otras que dependiendo de nuestra apertura de mente podrían pasar por tebeo, y que, lo más importante, debería estudiarse en todas las escuelas de este país (bueno, del mundo), que ¡Socorro! de Roberta Vázquez es otra ida de olla en la que también salen pizzas parlantes (hay que ver la de pizzas parlantes que he leído este mes), que The Boys de Garth Ennis (mes del señor Ennis para mí) y Darick Robertson (que lo he empezado a leer para ver la serie, que todo el mundo flipa con la serie) es otra gamberrada de Mr. Ennis, pero a mí que ni fu ni fa, que con The October faction de Steve Niles y Damien Worm me pasa lo mismo con que con otras de Niles, la premisa me gusta mucho, pero el desarrollo no me acaba de convencer. Aun así, me encanta el dibujo de Worm, que le va como añillo al dedo, que The Umbrella Family es todo un homenaje, tanto en guion como en dibujo al Señor Mignola, homenaje muy bien hecho, sí, señor, ante el que me quito el sombrero, que Tierras lejanas de Leo e Icar no llega al nivel de Los mundos de Aldebarán del guionista brasileño, pero aun así es una fantástica aventura (solo por conocer a Step ya merece la pena leerlo), que Un saco de canicas de Kris y Vincent Bailly es una de esas de judíos en la segunda guerra mundial, pero primero: no es muy cruel, dentro de que dos niños se tienen que ir de casa a los 10 y 12 años, pero casi nunca les cogen, y segundo: me da la sensación de que todas las viñetas horizontales deberían ser verticales y viceversa, como que cuando tiene que ir rápido va lento y al revés, y que V2lupi de Coke Navarro es una pequeña historia de ciencia ficción que en sus pocas páginas ya nos habla de la existencia y de qué habrá después de la muerte, casi nada…

¡Hala, a leer tebeos!

La Viñeta de la semana

Duhamel nos cuenta en EL REGRESO lo que pasa a veces entre los vivos con los muertos. Dedicada a los miembros de la familia Franco que, cuando lo sacaron, dijeron: “Esto es una dictadura”. Por gilipollas

#laviñetadelasemana #viñetadelasemana #comic #tebeos

Crónica de la gira Pitiusobalear y III

El jueves lo tengo libre antes de viajar a Palma el viernes, así que me pongo con todos los encargos que me han solicitado.

Y el viernes, barca y vuelo mediante, aterrizamos en Palma. Nos acercamos al puerto a comer y ocupamos la tarde en ir a la biblioteca (donde ahí me veis, entre los maestros Ibáñez e Ivá)

a ver las exposiciones de Tintín (curiosidades varias, carteles de cine, figuritas y juego de mesa incluido)

y de Paco Roca, estupenda, enseñando muchas cosas y enterándome de algunas curiosidades que no sabía.

 

Hete aquí dos de los autores más grandes que ha dado este país.

Y todavía me da tiempo a quedar con Vicente, editor de Dolmen para tomar un café y nos ponemos al día de todo.

Al día siguiente, previo desayuno de ensaimadas, nos vamos de excursión a Fornalutx, pueblo dibujable donde los haya en el que nos metemos otra comilona de aúpa. Volvemos y nos vamos a Univers del Còmic a presentar de nuevo.

Ya se me ve aquí diseccionando No con tu hija contando mis cosas y respondiendo a lo que me preguntan, y de nuevo vuelve a haber conexión y en la ronda de preguntas allí se habla de educación, tragedias, comedias, tomas de decisiones y de las madres que traen criaturas al mundo. Otra vez hora y media allí de charla y debate entre vinos, galletas y dedicatorias. Tremendo.

Al acabar, nos vamos de cena y al día siguiente, más ensaimadas y a ver La Seu y alrededores, donde me encuentro con otra muestra poética balear que me viene al pelo.

Muchas gracias a todos los que han hecho posible esta semana Pitiusobalear, porque ha sido fabulosa.